Publicado en Familia, Personal

Esta Navidad


Salí por la mañana a buscar la Navidad.
En un centro comercial anunciaban que ahí la tenían… la verdadera.
Será que estaba de oferta y todo mundo la llevó,
no la encontré por más que a los botaderos me aventé.

Seguí caminando, leyendo letreros ¡La mejor de las Navidades! ¡Felices fiestas! ¡El verdadero espíritu! Nada.
Cada sendero era el brazo de un pulpo que me llevaba a más de lo mismo:
Mire, desee, anhele, quiera, compre, compre, compre hasta sangrar.
Ahí tampoco estaba la Navidad.

Las calles bellamente adornadas, luces y colores, música y sabores.
Todo mundo parece contento y al mismo tiempo, todos están enojados.
Porque no encontraron el regalo adecuado, porque todo está muy caro,
porque cenarán pollo en vez de pavo, porque no les dieron el día en el trabajo.
¿Entonces, no habrá Navidad? ¿Esto es la Navidad de verdad?

Las casas, las tiendas, hasta el bosque caminé
¡Hay tanto que ver! Que el Santa de rojo, que el mono de nieve,
que los renos y los duendes,
todos están listos para hincar el diente.

Cae la tarde, yo sigo con mi andar.
Allá los niños cantan que llegó la Navidad.
Rompen piñatas, suenan panderos,
las señoras grandes les regalan dulceros.
Ellas se enojan, olvidan los villancicos
y en un momento renegando se hacen añicos
¿Ese es el Espíritu de la Navidad?
¿Realmente existe como un ente más?

Allá por el mercado, unos tipos peleando
la gente los observa como se siguen golpeando
¡Ya ni la chin…! Dice Don Armando
¡Pero si estamos en Navidad!
¡Es época de paz!

¿De paz me pregunto yo?
Culpables e inocentes mueren en balaceras,
también aquí estamos en guerra,
los niños asesinan y roban,
los adultos mienten y violan,
la gente busca en la basura que comer
se matan niños antes de nacer,
se abandonan ancianos por doquier.

Cansada ya de caminar
entro a la capilla a orar.
Justo a un lado del altar
de rodillas José y María están.
Esperando el nacimiento del niño Dios,
el Emmanuel que al mundo salvará.

Señor, han pasado más de dos mil años
¿Quién se acuerda de desearte un feliz cumpleaños?
¿Qué te puedo regalar?
¿Cómo puedo las cosas cambiar?

En casa de mi suegra hay que rezar,
chocolate, tamales y colaciones,
rapidito el rosario y las bendiciones,
que los invitados quieren cenar.
¿Acaso así es la Navidad?

Miro hacia el cielo, es de noche ya.
Me retiro a casa, quiero descansar.

Amanece de nuevo, mis hijas gritan…
debajo del árbol encontraron regalos.
Ríen, bailan, cantan sin parar
¿Será ésta la Navidad?

Suena el timbre insistente,
un joven con dos pequeños
el jardín quiere podar
dice que le pague
lo que yo le quiera dar.

Tenemos poco dinero,
ellos lo necesitan más.
Mi refrigerador está vacío,
nada que les pueda preparar.
Rápido terminan su trabajo,
limpian y recogen además.
Mi hija les entrega varios dulces,
un par de gorras para el sol,
dos pelotas para el futbol,
una escoba en donación,
les regala de corazón.

Los dos niños y mi niña
sonríen por igual.
Un destello luminoso
en la mirada del joven apareció
y con dulce voz este regalo nos ofreció:

¡Muchas Gracias! ¡Feliz Navidad!

P.D. Feliz Navidad Mamá Gelo, donde quiera que estés.

Anuncios

Autor:

Varias ideas rondan mi mente, muchas palabras quieren salir, pocas personas que quieran oir lo que en ocasiones me es dificil decir

14 comentarios sobre “Esta Navidad

  1. Feliz Navidad, de la verdadera, de esa que lo que pretende es unirnos en una celebración mística y pura, más allá de los regalos y la comida, de esa que llena nuestros corazón de paz y inocente alegría, de esa que invade el alma, más cuando somos mamás, imaginándonos a María recién parda extasiada en su pequeñito bebé Jesus. Un abrazo desde el alma, deseándote mil bendiciones y mucha paz.

  2. La verdad que es difícil encontrar el verdadero significado, y sobre todo transmitirlo a los pequeños. Lo más bonito es que esa búsqueda te llevó a tu hija, y a la generosidad. Feliz Navidad y que el Año Nuevo sea mejor que este 😀 abrazos.

Inserte un comentario para continuar

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s